Dr. Víctor H. Loo A.

21/11/10

Diagnóstico del Trastorno Disocial


Los sujetos con este diagnóstico violan los derechos básicos de otros y las normas sociales, y el trastorno cada vez inicia en etapas más tempranas de la vida infantil y en la adolescencia.

El especialista en psiquiatría infantil y de la adolescencia realiza la evaluación minuciosa del comportamiento, interesado en la información del menor y de sus cuidadores, puesto que muchos de estos comportamientos permanecen ocultos.


El Diagnóstico del Trastorno Disocial "Tipo de inicio infantil" aparece antes de los 10 años de edad, más frecuente en hombres y generalmente despliegan gran violencia física sobre los otros y mantienen relaciones problemáticas con sus compañeros. Es frecuente que también se haga el diagnóstico del Trastorno Negativista Desafiante y el diagnóstico del Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad, que de no recibir atención suele desarrollar el sujeto que lo padece un "Trastorno antisocial de la personalidad" en su etapa adulta.

El Diagnóstico del Trastorno Disocial "Tipo de inicio adolescente" comparado con el tipo de inicio infantil hay ausencia de síntomas antes de los 10 años de edad, tienden menos a los comportamientos agresivos y mantienen relaciones más normativas con sus compañeros. Esto los hace ser menos propensos a desarrollar en la vida adulta un trastorno antisocial de la personalidad.

Los sujetos con comportamiento disocial suelen tener escasa empatía y poca preocupación por los sentimientos, deseos y el bienestar de los demás. Perciben mal las intenciones de los otros, interpretándolas como más hostiles y amenazadoras de lo que son en realidad, respondiendo con agresión que en tal caso consideran razonables y justificadas.

Pueden ser insensibles, careciendo de sentimientos apropiados de culpa o remordimiento. Remordimiento difícil de evaluar porque se experimenta como genuino, ya que aprenden a que la manifestación de culpa puede reducir o evitar el castigo. Dan informes de sus compañeros, y culpan a otros de sus propias fechorías.

La autoestima habitualmente es baja, y el sujeto proyecta una imagen de "dureza". Escasa tolerancia a la frustración, irritabilidad, arrebatos emocionales e imprudencia son frecuentemente síntomas asociados. En estos sujetos que padecen trastorno disocial, las tasas de accidentes suelen ser superiores a los presentados en otros trastornos.

El trastorno disocial suele también a asociarse a un inicio temprano de la actividad sexual, beber, fumar, consumir sustancias ilegales e incurrir en actos temerarios y peligrosos. Los comportamientos propios del trastorno disocial pueden dar lugar a suspensiones o expulsiones escolares, problemas en la adaptación laboral, conflictos legales, enfermedades de transmisión sexual, embarazos no deseados y lesiones físicas producidas en accidentes o peleas.

Estudios sugieren unas tasas que oscilan entre menos del 1 y más del 10%. Las tasas de prevalencia son mayores en hombres que en mujeres. El Diagnóstico del Trastorno Disocial es uno de los más frecuentemente diagnosticados en las unidades donde se cuenta con especialistas en psiquiatría infantil y de la adolescencia, tanto en régimen ambulatorio como en hospitalización.




CRITERIOS PARA EL DIAGNÓSTICO:  F91.8 Trastorno disocial


A. Un patrón repetitivo y persistente de comportamiento en el que se violan los derechos básicos de otras personas o normas sociales importantes propias de la edad, manifestándose por la presencia de tres (o más) de los siguientes criterios durante los últimos 12 meses y por lo menos de un criterio durante los últimos 6 meses:


Agresión a personas y animales
1. a menudo fanfarronea, amenaza o intimida a otros
2. a menudo inicia peleas físicas
3. ha utilizado un arma que puede causar daño físico grave a otras personas (p. ej., bate, ladrillo, botella rota, navaja, pistola)
4. ha manifestado crueldad física con personas
5. ha manifestado crueldad física con animales
6. ha robado enfrentándose a la víctima (p. ej., ataque con violencia, arrebatar bolsos, extorsión, robo a mano armada)
7. ha forzado a alguien a una actividad sexual
Destrucción de la propiedad
8. ha provocado deliberadamente incendios con la intención de causar daños graves
9. ha destruido deliberadamente propiedades de otras personas (distinto de provocar incendios)
Fraudulencia o robo
10. ha violentado el hogar, la casa o el automóvil de otra persona
11. a menudo miente para obtener bienes o favores o para evitar obligaciones (esto es, "tima" a otros)
12. ha robado objetos de cierto valor sin enfrentamiento con la víctima (p. ej., robos en tiendas, pero sin allanamientos o destrozos; falsificaciones)
Violaciones graves de normas
13. a menudo permanece fuera de casa de noche a pesar de las prohibiciones paternas, iniciando este comportamiento antes de los 13 años de edad
14. se ha escapado de casa durante la noche por lo menos dos veces, viviendo en la casa de sus padres o en un hogar sustitutivo (o sólo una vez sin regresar durante un largo período de tiempo)
15. suele hacer novillos en la escuela, iniciando esta práctica antes de los 13 años de edad
B. El trastorno disocial provoca deterioro clínicamente significativo de la actividad social, académica o laboral.


C. Si el individuo tiene 18 años o más, no cumple criterios de trastorno antisocial de la personalidad.


Especificar el tipo en función de la edad de inicio:


Tipo de inicio infantil: se inicia por lo menos una de las características criterio de trastorno disocial antes de los 10 años de edad
Tipo de inicio adolescente: ausencia de cualquier característica criterio de trastorno disocial antes de los 10 años de edad


Especificar la gravedad:
Leve: pocos o ningún problema de comportamiento exceden de los requeridos para establecer el diagnóstico y los problemas de comportamiento sólo causan daños mínimos a otros
Moderado: el número de problemas de comportamiento y su efecto sobre otras personas son intermedios entre "leves" y "graves"
Grave: varios problemas de comportamiento exceden de los requeridos para establecer el diagnóstico o los problemas de comportamiento causan daños considerables a otros.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu comentario.